76.- Etimologías griegas para el vocabulario médico
139.- El origen histórico de los términos anatómicos una reflexión en torno a los epónimos: su pasado, presente y futuro

La investigación científica constituye uno de los pilares esenciales y fundamentales en el área médica. Dentro de esta concepción el médico es considerado un científico que desarrolla permanentemente investigación, es decir se plantea interrogantes y busca la solución, creando, haciendo ciencia, y desarrollando la práctica de la misma.

En este sentido, el estudio de casos clínicos es herramienta fundamental de aprendizaje para los estudiantes de pregrado y postgrado; a través de estos casos, el estudiante, recoge información y la procesa usando la historia clínica, la semiología, la interpretación de exámenes paraclínicos e imagenológicos y casos inter-consultantes. Todo eso le permite establecer el diagnóstico y la terapéutica más adecuada para el caso específico, logra así un enriquecimiento tanto el estudiante como los distintos especialistas del área médica.

La medicina clínica tiene años respondiendo a las demandas de atención de salud de la población. Pero el éxito no significa que exista relación causal alguna entre las medidas adaptadas y el resultado obtenido, ni mucho menos que el episodio se registre como investigación médica.

Ahora bien ¿Cuáles son las características que convierten una relación médico-paciente en una investigación clínica? Estas se pueden resumir en las siguientes cinco:(1)

  1. El objetivo, que en la medicina clínica es resolver el problema de salud del paciente y en la investigación médica es generar un nuevo conocimiento.
  2. El planteamiento, que en la medicina clínica es individual y se refiere a un caso concreto mientras que en la investigación médica es una hipótesis general que requiere una población más o menos numerosa de sujetos experimentales y de control.
  3. La ejecución, en la medicina clínica se atiende exclusivamente a las circunstancias del paciente mientras en la investigación además cumple con indicaciones del protocolo.
  4. El resultado, que en la medicina clínica es la respuesta del paciente al tratamiento, mientras en la investigación es la respuesta a un nuevo conocimiento, a la pregunta planteada por la hipótesis.
  5. La divulgación de la experiencia, que en el caso de la medicina clínica puede no existir o darse en forma anecdótica, mientras que en la investigación médica resulta de trabajos presentados en congresos y publicaciones en revistas especializadas.

La medicina nunca deja de sorprendernos; a través de la investigación se puede contribuir de manera práctica a una situación única y privilegiada, para desarrollar aportes, reestructurar y generar avances significativos en el área médico-terapéutica, donde el primer beneficiario es el paciente.

Debe subrayarse que el método de aprendizaje médico (casos clínicos) sigue las pautas de la investigación científica y es susceptible de optimizarse, e implica crear en el estudiante una permanente actitud inquisidora en busca de la verdad basada en la literatura,que explique los hechos, y sobre esta base ese estudiante podrá ejercitar, ya en su práctica profesional, no solo su responsabilidad clínica y ética sino liberar su capacidad creativa en la proposición de nuevas vías o estrategias de solución a los problemas de salud que enfrente.(2)

Para ello es necesario realizar amplias revisiones científicas que sustenten la patología en el paciente, sin embargo, esto no se nos enseña durante la carrera de medicina, razón que lleva a culpar de forma directa solo al sistema,  buscar otros vacíos y fracasos, pero los responsables somos nosotros; de allí la  importancia y necesidad en identificar los factores desencadenantes de este comportamiento para superarlo, entre los cuales se pudo identificar el factor tiempo y el desconocimiento.(3)

La carencia de docentes que encaminen y acompañen el arte de investigar, la falta de valoración o postergación de algunas investigaciones, la falta de motivación, la falta de apoyo o de incentivación, o el desconocimiento de la importancia de la aplicación del método científico en medicina, quizás sean el reflejo de algunos galenos para realizar investigación científica en medicina. Un estudio realizado a estudiantes de medicina de primer año concluyó, un interés significativo de los estudiantes por dedicarse a la investigación, constituyendo una fuente potencial de recursos humanos.(4)

La investigación como estrategia educativa (tesis) puede ser interpretada desde varios puntos de vista:  para algunos es cumplir con el requisito universitario para acceder al grado, para otros con mayor proyección y compromiso con la tradición de la profesión médica, es asumir el hecho de que el estudiante de pregrado y postgrado, debe saber no solo de metodología de la investigación, sino también formas de enfrentar el conocimiento, con capacidad de analizar, reflexionar, adquiriendo una actitud de cuestionamiento cuando se presente en un caso clínico algo no esperado, así como también otras competencias que nos lleven a la excelencia profesional y personal.

Ahora bien, es necesaria la relación docencia-investigación, expresión muy frecuente en el lenguaje universitario, pero es susceptible de múltiples interpretaciones, enseñar desde la investigación, enseñar e investigar simultáneamente, investigar a través de la enseñanza, investigar en el aula, investigar y enseñar como dos actividades independientes.

Al retomar estas consideraciones, se puede afirmar que la relación docencia-investigación, no es tarea fácil, ya que al no haber secuencia temporal en estas dos actividades, se hace necesario buscar formas de investigar desde el aula, de manera que esta se convierta en campo de trabajo investigativo y a la vez en trabajo docente.(3)

Pero, según varios estudios, el sistema de prejuicios limita, creyendo que investigar es asunto de algunos y que es realizada solamente por un selecto grupo de expertos en el área; no se trata de que el médico abandone la práctica de la medicina para convertirse en un investigador de tiempo completo, pero sí, es la inquietud en determinadas situaciones clínicas, lo que daría origen a las diferentes interrogantes en el área médica, y a la generación de nuevos conocimientos, es así como la ciencia avanza.(3,5,6)

Por todo lo anteriormente expuesto, es  importante fomentar, impulsar y apoyar la investigación científica como instrumento de formación en estudiantes de medicina y profesionales médicos, ya que  la motivación constituye un condicionante del aprendizaje, por lo que profundizar su estudio es importante.(7)

En definitiva, se puede afirmar que el médico tiene la obligación moral y el compromiso ético de contribuir en la medida de sus posibilidades a aumentar el conocimiento científico de acuerdo al desempeño profesional, los conocimientos de la ciencia y el compromiso del Estado(8)

Bibliografía

  1. Pérez TR. ¿Investigación básica o investigación clínica?. Artículos de Divulgación Investigación Biomédica Temas Médicos. El Colegio Nacional México. 1998; p 175-186.
  2. Perales A. La investigación en la formación médica. Disponible en: http://sisbib.unmsm.edu.pe/bvrevistas/anales/v59_n3/form_medica.htm. Revisada en Abril 2015.
  3. González A. Insuficiente conocimiento de la metodología establecida para la elaboración y publicación de artículos científicos. REMIJ 2011; 12(2):1-10
  4. Carrillo Larco M. Carnero A. Autoevaluación de Habilidades Investigativas e Intención de dedicarse a la investigación en estudiantes de primer año de medicina de una universidad privada en Lima, Perú. Rev Med Hered. 2013; 24:17-25.
  5. Steinmann A., Bosch B, Aiassa D. Motivación y expectativas de los estudiantes por aprender ciencias en la universidad. Revista Mexicana de Investigación Educativa, 2013; vol. 18(57):585-598.
  6. Vázquez E. Importancia de la Investigación en la Formación de los Médicos Residentes. 2014. Rev Bol Clin Hosp Infant 2014; 31(2):63-65.
  7. Abudinén G, Soto D, Rodríguez A. Importancia de fomentar la investigación científica en salud pública desde pregrado.Revista Mexicana de Salud Pública.2012;Vol.54(5):1-2.
  8. Mayz J, Pérez j. ¿Para qué hacer investigación científica en las universidades venezolanas?. Revista investigación y postgrado. 2002. vol.17 (1):1-9.
76.- Etimologías griegas para el vocabulario médico
139.- El origen histórico de los términos anatómicos una reflexión en torno a los epónimos: su pasado, presente y futuro
Dra. Karen Moreno Cedeño

karens.moreno@gmail.com